domingo, 23 de enero de 2011

Reseña historica

En 1881 gracias a la gestión realizado por don Sacramento Tristancho quién acompañado de un buen número de obreros, emprende su real fundación siendo creado como corregimiento en esta misma fecha. el 7 de setiembre de En 1887, se crea como municipio y en 1898 es elevado definitivamente a la condición de parroquia, siendo su primer administrador espiritual el presbítero Gil Antonio Serrano.



Nos permitimos relatar de manera sencilla hechos asociados con la fundación de San Vicente de Chucurì... seguramente algunos referentes de sitios y conglomerados los cuales en siglo pasados existieron y de los cuales hoy en día no queda rastro de ninguna clase, pues las chozas o ranchas que existieron en sitios lejanos al lugar que hoy ocupa la población de San Vicente de Chucurì, desaparecieron por completo; nuestros primeros colonos y pobladores, las primeras haciendas, su existencia legal como aldea, Corregimiento y Municipio, la creación de nuestra parroquia, han sido épocas y periodos que lentamente cuentan de un San Vicente de Chucurì digno, vigente y agreste como nuestra raza, aquella que heredáramos de nuestros antepasados los aguerridos indígenas Yariguies.



Igualmente presentamos algunos datos sobre los conglomerados sociales que existieron de 1552 a 1849, como la ciudad Franca de León, parroquia de San José de Puerto Real del Carare, semi-parroquia de San José de la Llana y del Señor de la Buena Esperanza, San Vicente Ferrer de Chucurì o Bustillo de Oro. Esos conglomerados que algunos fueron parroquiales y por tanto oficiales y que existieron entre estos años, dieron origen a esta comarca denominada Chucurì sin embargo en el sitio que hoy ocupa la nuestra población llamada en un principio Angosturas y la Vendèe, no existió colonización alguna; pues de acuerdo con documentos oficiales, los desmontes o tumbas de montañas se iniciaron a partir de 1860 con los colonizadores que llegaron allí con Don Sacramento Tristancho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada